Imprimir

Gobierno proyecta "una planta insuficiente"

2017-04-17 |

 La planta proyectada “es pequeña y no responde a las necesidades del sector”

Desde el municipio advierten que la planta de tratamiento de efluentes cloacales para los barrios de la margen sur que impulsa el Gobierno de la provincia, con fondos nacionales, no sería la adecuada. Desde obras sanitarias del municipio, quienes deberán hacerse cargo del funcionamiento de la obra, lamentaron que proyecten una planta para 26 mil personas cuando en el sector viven más de 40 mil.

RIO GRANDE.- La puesta en funcionamiento de los servicios básicos en la zona de Margen Sur  sigue siendo un tema de disputa permanente entre el gobierno, el municipio y algunos vecinos que aprovechan la situación.

Dentro del plan de mejoramiento de la zona, desde el municipio se avanzó en la proyección y gestión de diferentes obras, desde viviendas completas a través del Programa Padre Múgica,  la construcción de espacios deportivos, un centro de salud, asfalto de calles y los obras tendientes a lograr la incorporación de los vecinos a los servicios de agua y cloaca.

Muchas obras pudieron avanzar, sin embargo con el cambio de gobierno nacional se decidió cambiar la metodología de envío de fondos para estos proyectos presentados por el municipio y aprobados a nivel nacional.  De esta manera, la administración de Mauricio Macri comenzó a enviarle el dinero de las mismas al gobierno de Rosana Bertone. 

Llamativamente las obras son todas de injerencia municipal, por lo que varias necesitan autorización local y una vez finalizadas son administradas por el municipio. Ante la falta de dialogo reinante entre las administraciones, esta nueva metodología de envío de fondos provoca que se generen diversos inconvenientes.

Tal es el caso de la planta de tratamiento de afluentes cloacales proyectada por el municipio en la zona de margen sur, la que había sido pensada para más de 40 mil personas y que ya había sido aprobada por el gobierno nacional.

Con esta nueva realidad, esta obra estará a cargo de la Dirección Provincial de Obras y Servicios Sanitarios, que es la encargada de prestar el servicio en Ushuaia y Tolhuin, pero no en la ciudad del norte.

 

“Es pequeña”

 

Para el Jefe Comunal Gustavo Melella, la planta proyectada “es pequeña y no responde a las necesidades del sector”, ya que “la que proyecta el Gobierno es para 20 mil habitantes, cuando hay más de 35 mil habitantes en esa zona de la ciudad”.

Al mismo tiempo, Melella recordó que “es una lástima que se haga una obra que también había presentado el Municipio pero para una planta de 40 mil habitantes, con un crecimiento proyectado a 60 mil, por 230 millones de pesos, casi el mismo monto por el cual se aprobó el proyecto del Gobierno”.

“Fue decisión del ministro Frigerio dárselo a la provincia, por más que el servicio de agua y cloacas es municipal en Río Grande. Fue una decisión política y no sé con qué criterio”, apuntó.

El presidente de la Dirección Provincial de Obras y Servicios Sanitarios, Guillermo Worman, replicó inmediatamente desmintiendo que dicha planta no alcance para abastecer la demanda de la zona.

“Esa planta está preparada para tratar los efluentes cloacales de hasta 48 mil personas y, de ser necesario, se puede expandir”, aseguró Worman.

 

“El Municipio sigue esperando una respuesta”

 

Por su parte  Cristian Pereyra, director de Obras Sanitarias de Río Grande, quien si bien coincidió en la necesidad de contar con una planta de tratamiento en la zona, aclaró que “lo que este municipio quiere es la ejecución de una obra que plantee una solución definitiva al problema y no un parche”.

“Porque sería bueno que Worman nos muestre qué parte del pliego se le exige a la empresa que gane la licitación la ejecución de una planta para 48 mil personas. Sería la primera vez en la historia que una empresa que tiene obligación de hacer una planta para 26 mil personas termina haciendo por el mismo monto una planta para 48 mil personas”, ironizó.

“Cuando Worman habla de una ‘planta gemela’ a la de la licitación realizada en Ushuaia, da la casualidad que justo teníamos la misma cantidad de personas en margen sur cuando se hizo esa licitación? O fue una copia de los pliegos de la licitación realizada en Ushuaia?”.

En este sentido el Ingeniero Pereyra entendió que el error no está en los dichos del intendente Gustavo Melella, sino que la equivocación estaría “en los pliegos de especificaciones técnicas y del pliego de licitación, ambos elaborados por la DPOSS”.

En todo caso “lo erróneo, y está a todas luces, es hacer la licitación de una obra que, al día de hoy, no se sabe ni tiene una definición sobre cuál es su lugar de emplazamiento. El Municipio sigue esperando una respuesta, igual que el Concejo Deliberante, respecto de cuál sería el lugar”.

“También sería bueno que avisen cuál sería la empresa que resultó adjudicataria. Una licitación que se realizó el 10 de febrero y al día de hoy desconocemos cuál es la empresa que ganó”, advirtió el funcionario.

En este sentido indicó que “simplemente se puede ingresar a la página de la DPOSS, bajar el pliego y observar que la licitación que se realizó exige a la empresa que gane la licitación la realización de una planta que en su año cero, es decir dentro de dos años, sería para 20 mil personas y al final de la vida útil de la planta, es decir dentro de 10 años, se hablaría de 26 mil personas”.

Volver

Volver

© Tiempo Fueguino 2017 - Todos los derechos reservados