Imprimir

No hay posibilidades de mejoras en el corto plazo

2017-03-15 |

 Desde la UOM ofrecieron una conferencia de prensa, mediante la que plantearon diferentes situación por las que atraviesa la industria. Advirtieron que se siguen perdiendo puestos de trabajo, sin proyecciones de ingreso serias. Desde el 2015 al 2017 se perdieron 6000 puestos de trabajo en el sector.

RÍO GRANDE.- La Unión Obrera Metalúrgica (UOM) brindó una conferencia de prensa para remarcar que se siguen perdiendo puestos de trabajo y que los anuncios que se hacen de nuevas radicaciones de industrias no son tales y en los casos en que se podrían concretar no son a corto o mediano plazo.

En este sentido el secretario Adjunto Marcos Linares indicó que “se siguen perdiendo puestos de trabajo, sin proyecciones de ingreso serias” al tiempo que remarcó que desde diciembre de 2015 a enero de 2017 se perdieron unos 6000 puestos de trabajo y que cerraron tres plantas como son Interclima, Visteon e Informática Fueguina.

Linares afirmó que “vemos los anuncios del Gobierno Provincial con mucha preocupación sobre todo por lo que esto genera en la sociedad” a la vez que aclaró que hay anuncios de inicio de 72 nuevas producciones, pero sólo 14 tienen que ver con la industria electrónica y varios de estos están relacionados con producciones pequeñas que vienen a reemplazar algún otro producto que se está produciendo en lo inmediato y que está estancado su consumo para sostener los planteles que tienen actualmente con alguna producción extraordinario”.

 

El dirigente metalúrgico fue taxativo en afirmar que “en lo inmediato no van a existir nuevas incorporaciones de parte de las empresas” y minimizó los constantes anuncios relacionados con los cambios de matriz productivas como la posibilidad de fabricar medicamentos, o traer empresas automotrices. “No hay nada concreto y cualquier posible cambio que se quiera hacer primero hay que discutir la prórroga de la 19640, si no es poco viable que vengan a producir a Tierra del Fuego. El inicio de 72 proyectos productivos no significa que después se lleve a la práctica como ha pasado en muchas oportunidades, y tampoco que vaya a generar fuentes de trabajo en un corto o mediano plazo”.

 

Al ser consultado sobre las intenciones que hay detrás de estos anuncios, el Secretario Ajunto de la UOM dijo que “cada uno deberá hacerse cargo de lo que dice, pero es muy factible que de cara a un proceso eleccionario como es el de octubre de este año, se esté tratando de minimizar la situación en la industria en la provincia”.

 

Asimismo Linares remarcó que “hemos sido afectados de manera directa e importantísima por parte de las políticas nacionales” en alusión a la apertura de las importaciones y la caída en el consumo por parte de la sociedad. “Vemos, además, con mucha preocupación que no hemos tenido todo el respaldo que pretendíamos del Gobierno provincial”.

 

El dirigente gremial recordó que el año pasado habían dicho que se estaba haciendo un censo en las fábricas para ver qué personas eran de otras provincias para minimizar el impacto de los despidos, pensando en que esos trabajadores volvieran a su hogar de origen. “Se siguen perdiendo puestos de trabajo y se sigue yendo gente de las plantas a través de los acuerdos voluntarios, seguimos con mucha preocupación, discutiendo en cada una de las planta para ver cómo sostener los planteles que tenemos en lo inmediato, sin proyecciones de ingreso serias” al tiempo que sostuvo que en enero se fueron 600 familias de Río Grande, aunque no eran necesariamente todos del sector metalúrgico ya que otros rubros también están sufriendo el embate de las medidas económicas”.

 

Volver

Volver

© Tiempo Fueguino 2017 - Todos los derechos reservados